Hoy a las 10 de la mañana el Ministro de Agricultura, Ganadería y Pesca recibe a ATE

Desde las 10 de la mañana, en la sede del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca de la provincia de Río Negro –sita en Belgrano 540 de Viedma, el ministro Alberto Diomedi recibirá a la Asociación Trabajadores del Estado (ATE) de Río Negro para abordar la problemática presente en el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (SENASA).

"Queremos que el Gobierno provincial conozca las graves consecuencias para la salud de los rionegrinos que se derivan de la decisión del SENASA de suprimir controles zoofitosanitarios y los perjuicios para la producción local, ya que se está favoreciendo el ingreso de manzanas de Chile, uvas de Brasil y peras de Japón", anticipó Rodolfo Aguiar, Secretario General de ATE y CTA Río Negro, quien llega a la capital provincial para este encuentro acompañado por referentes sindicales en el organismo nacional.

Mientras tanto, la entidad mantiene la ocupación de sede del Centro Regional Patagonia Norte del SENASA en General Roca en el marco del paro por 96 horas resuelto a nivel nacional. Cabe recordar que tal acción podría continuar más allá de concluida la medida de fuerza, de no obtener respuestas a las demandas por el cese de los recortes y la reincorporación de los trabajadores despedidos.

Para ATE es central que el principal funcionario rionegrino en la materia se interiorice, de manos de quienes sostienen los servicios que brinda el Estado, de las resoluciones nacionales de extremar los controles sobre la exportación, pero eliminarnos para el mercado de interno.

Esta decisión de favorecer al gran empresariado trasnacional y los grupos económicos expone a la población al contagio de graves enfermedades. Es que sin médicos veterinarios ni técnicos estatales, y sólo bajo controles privados, no habrá garantías reales sobre la salubridad de productos de consumo masivo como carnes y sus derivados procesados, por ejemplo.

Claramente el Gobierno Nacional pretende el desguace del SENASA y para ello inició un desfinanciamiento que implica un achique presupuestario del 25% en todas las Delegaciones y para todos los programas, cerrando en el país más de 400 oficinas y dejando de pagar servicios esenciales como mantenimiento y limpieza, además de viáticos a los empleados (técnicos y profesionales) que desarrollan tareas de campo.

El achique del Estado sólo favorece a una parte del sector privado y golpea de muerte a la producción regional, posibilitando por ejemplo el ingreso masivo de manzanas de Chile, peras de Japón, uvas de Brasil y cerdo de Estados Unidos.

Estimados Lectores: la intención es que éste sea un espacio para la opinión, el debate, y la libre expresión. NOTICIAS RÍO NEGRO no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite. Los comentarios agraviantes pueden quedar ocultos. Aprendamos a comentar con educación. Muchas gracias.