La política del gobierno nacional provoca el hambre del pueblo trabajador

Mario Vigabriel

El hambre es un crimen y existen responsables de que esto ocurra. Desde hace un tiempo con compañeros de militancia, recorremos los barrios de Luis Beltrán con propuestas deportivas y recreativas para toda la familia . En cada rincón de nuestra localidad al que llegamos,  los más nos preguntan: ¿trajeron la leche?

La leche con el pan y el dulce lo trae un amigo y compañero, Gustavo Fuentes; la cara de la mayoría de los chicos al ver su vehículo se transforma en alegría porque van a tomar algo esa tarde

Para nosotros lo que vivimos y observamos son los mejores indicadores de las necesidades que la sociedad esta viviendo; la falta de trabajo, los precios que todo el tiempo suben de manera escalofriante, los salarios estancados, la desesperación de los jefes de familia que deben dar una respuesta a las demandas que todos los días se presentan.

Ninguna medida que el gobierno nacional ha tomado hasta el momento benefició a la clase trabajadora; todo lo contrario, los únicos beneficiados son los grandes empresarios que fueron “liberados” de los impuestos a las ganancias y en muchos casos se les ha perdonado deudas multimillonarias.

Hoy las pequeñas y medianas empresas hacen lo imposible para sobrevivir, porque deben competir con productos importados que llegan desde toda parte del mundo, elaborados por las mismas empresas multinacionales que son beneficiadas en Argentina y en cualquier otro lugar. Estos monstruos no tienen problema en fagocitar a la clase trabajadora, no les tiembla el pulso cuando tienen que firmar el despido de un empleado.

La economía esta manejada por estas empresas fieles representante del mercado. El Estado se corrió al costado y no hace otra cosa que reprimir y atacar a las personas que reclaman por sus derechos. El derecho a tener un trabajo digno y un salario acorde a las necesidades básicas.

Esta realidad se vive en todo el país y Rio Negro no es la excepción.

No puede ser que hayan endeudado al país por 100 años ante organismos internacionales y todavía hablen de crisis. No puede ser que a pesar de la gran cantidad de préstamos internacionales estén cerrando escuelas rurales en todo el país. Que hayan puesto tope para las paritarias que no superan el 15 %, cuando los índices de inflación anual superan ampliamente el 20 %.

El brutal ajuste también se ve reflejado en la quita de pensiones a los discapacitados y la reducción a los jubilados. Hoy quieren convencer al pueblo  que la culpa de todo, la tienen los gobiernos anteriores. En los gobiernos de Néstor Kirchner y Cristina Fernández de Kirchner, los más humildes, los que menos tienen fueron beneficiados con conquistas que desde hace tiempo eran reclamos de todos los sindicatos nacionales. Hoy  también nos quieren hacer creer que los sindicatos son los enemigos del pueblo, cuando sabemos que una enorme cantidad de compañeros y compañeras han dado su vida por conseguir derechos que hoy son arrebatados.

A nivel nacional esto tiene una explicación; los ministros del presidente son los dueños de las grandes corporaciones, a nivel provincial, quieren cuidar su quintita política, porque muchos funcionarios, solo pueden vivir de la política, una triste realidad.

Creo que estamos en una de las peores crisis políticas de la historia, no porque las autoridades nacionales y provinciales no sepan qué hacer, al contrario, saben muy bien lo que están haciendo porque están siguiendo al pie de la letra las recetas del Fondo Monetario Internacional. Nadie habla de esto, pero en definitiva es el FMI quien nuevamente está conduciendo nuestros destinos, que como la historia nos demuestra siempre,  las clases trabajadoras terminan seriamente afectadas en todos los sentidos.

Hoy es absolutamente necesario que reaccionemos y que digamos basta a todos estos atropellos desde los espacios que ocupamos. Debemos unir nuestras convicciones dejando de lado otros intereses que no sean otros que los del pueblo trabajador.

Mario Vigabriel

Concejal por el Frente para la Victoria de Luis Beltrán.

Estimados Lectores: la intención es que éste sea un espacio para la opinión, el debate, y la libre expresión. NOTICIAS RÍO NEGRO no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite. Los comentarios agraviantes pueden quedar ocultos. Aprendamos a comentar con educación. Muchas gracias.