Una gestión que buscará “fortalecer la formación de nuestros jóvenes”

Crisafulli y Caballero juraron en la UNCo

  • Gustavo Crisafulli, Adriana Caballero
  • Gustavo Crisafulli, universidad del comahue, ASUNCION, Adriana Caballero

El licenciado Gustavo Crisafulli y la doctora Adriana Caballero juraron como rector y vicerrectora de la Universidad Nacional del Comahue, con el aula magna colmada y la presencia del gobernador de Neuquén Omar Gutiérez, el vicegobernador Rolando Figueroa, el ministro de Gobierno de Río Negro Luis Di Giácomo, las ex rectoras Ana Pechén y Teresa Vega, legisladores, concejales, representantes de otras universidades, instituciones e integrantes de la comunidad universitaria.

El rector Crisafulli planteó que “los objetivos centrales de la nueva gestión deben pasar por una renovación académica de la Universidad, que apunte a fortalecer la formación de nuestros jóvenes, no sólo como científicos y profesionales, sino también como ciudadanos y también como seres humanos responsables y solidarios”.

“Ha sido un largo y sinuoso camino el que me ha traído hasta acá, en primer lugar quiero agradecer a todos los que me acompañaron en estos primeros cuatro años, a todos los que hicieron posible que Adriana y yo estemos sentados en esta mesa, asumiendo una nueva gestión de la Universidad, a los estudiantes, a los nodocentes, a los docentes y a los graduados que trabajaron incansablemente en una campaña que fue extraña, donde tuvimos que sufrir el oprobio, donde tuvimos que sufrir una campaña publicitaria gigantesca e inusitada en la Universidad y sin embargo demostramos que con el trabajo fuerte, la militancia y la conversación con cada uno de los actores de la vida de esta Universidad pudimos hacerles llegar a todos nuestra propuesta y la comunidad universitaria, en su gran mayoría, ha definido que tiene que seguir continuando como proyecto de esta institución los próximos cuatro años”, sostuvo el rector reelecto.

“No vamos a poder resolver los problemas de la humanidad, no vamos a poder hacer de nuestras sociedades, sociedades más tolerantes y sociedades más prósperas si no invertimos y desarrollamos nuestras capacidades científicas, nuestras capacidades tecnológicas y la formación de nuestros jóvenes en un conjunto de valores, que sin dudas tenemos que revisar pero que no pasan por el consumismo ni por el individualismo banal, si no que pasa por la construcción de un proyecto colectivo que nos incluya a todos y a todas los que pisamos esta tierra, ese es el enorme desafío para todos y también para la Universidad Nacional del Comahue”, afirmó Crisafulli en su discurso de asunción.

Por su parte, la doctora Caballero destacó que “la Universidad Nacional del Comahue, con sus 14 facultades y su escuela superior extendidas a lo largo de más de 1.200 kilómetros en las provincias de Río Negro y Neuquén, es sin lugar a dudas la institución universitaria de mayor relevancia en la Patagonia, es la 13° en orden de importancia en el contexto de las 55 universidades nacionales, según los indicadores establecidos por el Ministerio de Ciencia, Técnica e Innovación Productiva”.

Luego de hacer un recorrido por las vivencias en sus 37 años de trayectoria en la Universidad, Caballero expresó que “las expectativas, las ilusiones y el compromiso con el trabajo siguen intactos y aunque el contexto político actual no es el más venturoso para la educación pública, las convicciones son profundas y el proyecto es claro, consolidar definitivamente el carácter regional y federal de la querida Universidad Nacional del Comahue, garantizando el crecimiento sostenido y armónico de todas y cada una de sus unidades académicas, fomentando la integración con el medio regional, fomentando su desarrollo regional y productivo y generando un espacio de trabajo democrático, con tolerancia ideológica y respeto por las diversidades y desde la generación y construcción del conocimiento, promover el desarrollo de una sociedad más justa e inclusiva y el país soberano que todos los argentinos soñamos y nos merecemos”.

El vicerrector saliente, magister Daniel Nataine fue el encargado de tomar juramento a las nuevas autoridades y de hacer un balance del periodo de cuatro años que culminó. “Asumimos en el 2014 en un contexto de mucha expectativa respecto a la valoración del sistema científico y de las universidades nacionales y a mitad de camino nos cambió la agenda y empezó un proceso de desvalorización de las Universidades y del quehacer científico y tuvimos que pensar cómo cambiábamos nuestra táctica”, dijo Nataine.

Sostuvo que “necesitamos fortalecer a la comunidad universitaria para poder transitar un periodo de crisis y de ahogo financiero con una universidad lo más abierta posible, cumpliendo las funciones para las cuales ha sido concebida y fundada”.

“Yo saludo públicamente la actitud que ha tenido nuestro rector de ser firme en el reclamo de lo que le corresponde al sistema universitario, nosotros hemos recibido ayuda de las dos provincias y de algunos municipios y quiero agradecerlo públicamente, pero nosotros al gobierno nacional no le pedimos ayuda, le reclamamos derechos de lo que corresponde por ley”, concluyó finalmente Nataine.

Estimados Lectores: la intención es que éste sea un espacio para la opinión, el debate, y la libre expresión. NOTICIAS RÍO NEGRO no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite. Los comentarios agraviantes pueden quedar ocultos. Aprendamos a comentar con educación. Muchas gracias.