Marcelo Mango requiere respuestas sobre el derrame de petróleo y sus consecuencias a corto y mediano plazo

marcelo mango

La compañía estatal YPF confirmó el derrame de “fluido de perforación” ocurrido el pasado 30 de noviembre en el yacimiento Estación Fernández Oro, de la localidad de Allen. “Desde el año 2015 se han sucedido varios derrames en esta zona y este mismo año sucedió un hecho similar en la zona de Vaca Muerta (Bandurria Sur). En ambas ocasiones se terminó multando a las empresas por cifras millonarias y restringiendo la licencia para continuar con la explotación en el lugar”, señaló el legislador provincial Marcelo Mango (FrenteGrande-FpV).

En el reciente episodio, según destacan los medios zonales, no se permitió el trabajo de los periodistas, e –inicialmente- tampoco el personal del Departamento Provincial de Aguas (DPA) pudo arribar a la zona. Por su parte, el parlamentario rionegrino (FG-FpV) indicó que “esta situación ya no puede ni debe considerarse como un “incidente”, ni tratársela aisladamente de los demás sucesos. La misma amerita que se la evalúe como un proceso de deterioro sostenido y sistemático y que es la resultante de una política que no sólo avanza sobre el sector productivo, sino que avanza sobre el deterioro mismo de las condiciones de vida de los habitantes lugareños”.

A través de un Pedido de Informes -presentado en la Legislatura rionegrina- “solicitamos al Poder Ejecutivo y a la Secretaría de Ambiente y Desarrollo Sustentable provincial informe sobre el derrame de petróleo y sus consecuencias a corto y a mediano plazo sobre los habitantes; origen y motivos que produjeron el hecho; las medidas de remediación que están previstas tomar; la superficie afectada; y la dimensión del impacto ambiental producido por el derrame”, concluyó el legislador Marcelo Mango (FG-FpV).
 

Estimados Lectores: la intención es que éste sea un espacio para la opinión, el debate, y la libre expresión. NOTICIAS RÍO NEGRO no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite. Los comentarios agraviantes pueden quedar ocultos. Aprendamos a comentar con educación. Muchas gracias.